David no pudo con Goliath

Los Sevilla Linces no puedieron con la lógica que era enfrentarse al mejor equipo de Andalucía, y derrotarlo. Pero la imagen mostrada, una vez más, fue buena. El resultado no refleja la igualdad de la primera parte (3-0 para Linces, al final del 1er cuarto / 3-14 al descanso); y sólo los fallos de concentración, propios de un equipo joven, como el suyo, y la experiencia de Potros, con varios jugadores en la selección española, explican lo abultado del marcador final 3-46.

El primer cuarto arrancó con una gran defensa de Linces, que conseguía parar al potente juego de carrera de Potros en el primer drive. Tras esto, llegó el turno de Linces que, con una grandísima carrera para más de 60 yds de Jairo Camacho, lograban entrar, no sólo en la red zone de Potros (red zone = zona de menos de 20 yardas para touchdown), si no dentro de los límites de la Goal Line (menos de 10 yds para TD). El ataque local, comandado por el jugador más veterano de Linces, el QB Hugo Fernández, no consiguió ganar yardas, por lo que Linces decidió chutar a palos (Field Goal) en 4º down. Los Sevilla Linces se adelantaban en el marcador 3-0, marcador con el que concluiría el 1er cuarto. Ante la sorpresa de propios y extraños, Linces vencía (y convencía), ante los todopoderosos Potros.

En el segundo cuarto, Potros puedo resarcirse, tras una carrera de Cortés, y conversión de 2 puntos de Nacho Pérez. Con todo, Linces seguía rayando a un gran nivel ofensivo, y sólo concedió un TD más, tras carrera del propio Pérez, justo antes del descanso (3-14).

La segunda mitad arrancó con un jarro de agua fría sobre el equipo sevillano, al retornar Potros el kick off inicial, para más de 60 yardas. Esto, unido a la posterior conversión de 2 puntos, que puso el marcador en 3-22 hizo que los jóvenes jugadores de Linces se desestabilizaran, para el resto del partido. La sucesión de TDs (touchdowns) del equipo costasoleño puso el definitivo marcador en 3-46.

Mención especial para los jugadores defensivos Manu Muñoz (Linebacker), con una intercepción, Ángel (Defensive End) que, a pesar de su juventud (el más joven de Andalucía) no se amilanó ante ningún liniero ofensivo del rival, y el veterano Alejo Gago (Free Safety), así como al resto de jugadores de la secundaria (Curro y Álvaro), que apoyó en las jugadas de carrera y fue un seguro de vida, placando, en más de una ocasión, en última instancia.

Como nota negativa las lesiones de Pepe (Offensive Line) y Omar (Linebacker) que, a falta de confirmación médica, tendrán complicado jugar el próximo partido.

Los Sevilla Linces esperan conseguir su primera victoria dentro de dos fines de semana, en su visita a Almería Barbarians.

Foto de Emilio León

Anuncios